Menu Language

Sobre los dientes sensibles

¿Qué causa la sensibilidad dental?

La sensibilidad dental se produce por la exposición de la dentina

La sensibilidad dental se produce por la exposición gradual de la parte más blanda del diente que se encuentra debajo del esmalte, denominada "dentina".

La dentina tiene tubos diminutos ("túbulos") que contienen los extremos de los nervios y están llenos de líquido. Beber o comer alimentos y bebidas calientes, frías o dulces puede provocar que este líquido se mueva. El movimiento de este líquido hace que los extremos de los nervios reaccionen como respuesta, provocando un pinchazo molesto o un dolor breve y agudo.

Algunas de las afecciones dentales más comunes que pueden causar dientes sensibles son:

Hypersensitivity
Cepillarse demasiado fuerte

Los hábitos de higiene dental tales como cepillarse con demasiada frecuencia, con demasiada fuerza o con un cepillo de cerdas duras con el tiempo pueden desgastar el esmalte del diente. Estos pueden causar también la retracción de las encías que provocan una exposición mayor de la dentina.

Enfermedad de las encías (gingivitis)

Cuando el tejido de las encías se inflama y se debilita por la gingivitis (enfermedad de las encías), es posible que tenga encías sensibles y pueda sentir sensibilidad dental porque la dentina queda expuesta.

Bruxismo

Si sus dientes rechinan cuando duerme o si aprieta los dientes durante el día, puede estar desgastando el esmalte y exponiendo la capa de dentina subyacente de su diente.

Encías retraídas

Una encía retraída cerca del diente sensible, causada por una enfermedad en las encías, puede exponer la dentina del diente y causar sensibilidad. Cepillarse con demasiada fuerza o frecuencia también puede causar encías retraídas.

Conozca más detalles: Entender sus dientes